Santiago Ramón y Cajal (1854-1934)

" Las ideas no duran mucho. Hay que hacer algo con ellas" Santiago Ramón y Cajal (1854 -1934)

lunes, 13 de diciembre de 2010

Las células de soporte del SNC

En el SNC, a parte de las neuronas, podemos encontrar otros tipos de células que son necesarias para que las neuronas sobrevivan. De hecho, sólo la mitad del volumen del SNC está compuesto por neuronas. Debido al alto grado de especialización de las neuronas presentan niveles muy elevados de metabolismo, y por su estructura no pueden almacenar los nutrientes. Por tanto, necesitan de células que les aporten nutrientes y oxígeno constantemente o morirían rápidamente. Ésta es la función principal de las células de soporte: mantener y proteger las neuronas.

Neurogliocitos
También llamadas neuroglía, son las células de soporte más importantes ya que su objetivo es mantener al SNC unido. Además, acentúan el efecto físico y químico del resto de células de soporte. Estas células rodean las neuronas y las mantienen en su lugar fijas, controlando el suministro de alimento, oxígeno y las substancias químicas de los mensajes neurales. De esta forma, al aislar a las neuronas, evitan que los mensajes neurales se mezclen. A veces actúan limpiando los residuos de las neuronas que han muerto. Hay varios tipos de neurgliocitos: Astrocitos, oligodendrocitos y microgliocitos.

Astrocitos:
Son células con forma de estrella, la función de las cuales es limpiar los desechos del encéfalo y proporcionar fijación física a las neuronas. Además, proporcionan algunas de las substancias químicas que las neuronas necesitan para subsistir y funcionar: ayudando a mantener la composición química del entorno de la neurona y proporcionando alimento. Estas células están en contacto con los capilares sanguíneos, captando glucosa y reduciéndola a lactato para transmitírselo a la neurona (las cuales, metabolizan más rápido y por tanto consiguen mayor cantidad de energía en menor tiempo). Además, almacenan glucógeno, que posteriormente degradan a glucosa y después a lactato. En cierto modo, podemos decir que son el subministrador y almacén de alimento de las neuronas.

Oligodendrocitos:
Su principal función es la de dar soporte a los axones y crear vainas de mielina con las que recubrirlos para protegerlos. Son láminas que toman la forma de tubos de una longitud aproximada de 1mm entre los cuales existe una pequeña parte del axón sin recubrir (1-2 micrómetros). Las partes no recubiertas del axón se denominan nódulos de Ranvier, ya que fue éste su descubridor. Un único oligodendrocito produce hasta 50 vainas de mielina a través de unas prolongaciones en forma de remo que genera en el proceso de desarrollo del SNC. Cada una de estas prolongaciones se enrolla sobre el axón produciendo así las capas de mielina.

Microgliocitos:
Son los neurogliocitos de menor tamaño en el SNC. Actúan como fagocitos (limpiando los desechos y células muertas del encéfalo) y como parte del sistema inmunológico, protegiéndolo de los microorganismos invasores. Son los mayores responsables de las reacciones inflamatorias en respuesta al daño cerebral.

Células de Schwann
Son células de la glía que recubren los axones de mielina. Su objetivo es funcionar de aislante eléctrico ayudando a que la señal eléctrica que recorre el axón no pierda intensidad y facilitando la "conducción saltatoria" (el potencial eléctrico que se produce en la neurona para trasmitir el mensaje va saltando de nódulo de Ranvier a nódulo de Ranvier evitando así que pierda su potencia). A su vez, guían el crecimiento axómico y la regeneración de conexiones sinápticas después de lesión.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada